Vídeos animados para todos los departamentos

La dinámica actual en las corporaciones hace necesaria la descentralización de la gestión de la comunicación.

Los departamentos de comunicaciones corporativas y de marketing han sido hasta ahora cuello de botella en los procesos de comunicación. En muchos casos por cuidar lineamientos corporativos (tono, forma, etc.) y en otros porque son ellos los que cuentan con “la experticia” y el manejo de los proveedores de soluciones de comunicación.

Sin embargo, en el marco organizacional y laboral de este momento, y acentuado con la situación de la pandemia, las organizaciones necesitan comunicar más y de manera más efectiva. No sólo para comunicar hacia los clientes, sino también hacia afuera. Los vídeos, y en especial los vídeos animados se convierten en una herramienta que traspasa las fronteras del marketing y se incorpora dentro de la dinámica de comunicación de las corporaciones. 

Hoy una compañía como Booking.com comunica a sus empleados la normas de “compliance” a través de vídeos animados y por esa misma vía digital obtiene su firma. 

La compañía de fondos de retiro AFP Habitat en Chile, envía a sus cliente un estado de cuenta en un vídeo animado, pero personalizado con sus datos. Los departamentos de desarrollo de producto de empresas de consumo masivo como P&G o Unilever realizan animaciones 3D para presentar sus proyectos a sus audiencias internas. Iniciativas como las descritas apuntan a agregar valor de una manera no tradicional. 

En el año 2020 cualquier departamento de una organización debe ver los vídeos (y especialmente los vídeos animados) como una herramienta de comunicación que lo puede ayudar a generar valor, disminuyendo costos, acortando tiempos o perfeccionando la venta.

Rafael Rojas Alas
Colaborador

Leave a Reply

Your email address will not be published.