¿Solo los “marketeros” pueden hacer vídeos?

Con “marketeros” nos referimos a los ejecutivos de mercadeo y áreas relacionadas en las corporaciones. Los diferenciamos del resto de los empleados que trabajan en otras áreas, como legal, finanzas, IT, HR, y un gran etc.

Los “marketeros” normalmente son los que se encargan de las comunicaciones y la realización de vídeos, que es lo que nos interesa, pero pensamos que todos los departamentos se beneficiarían con vídeos.

A veces Recursos Humanos se atreve a invertir en vídeos para sus entrenamientos y comunicaciones. Pero es como una regla tácita en las corporaciones que solo publicidad, marketing y ventas tienen permitidos hacer vídeos. 

¿De qué depende?

¿Cómo es que si todas las comunicaciones corporativas (y humanas) están migrando rápidamente a los vídeos, los demás departamentos de cualquier corporación no tienen presupuesto para producir sus propios vídeos como documentos de sus procesos?

Es que acaso un departamento de IT que necesita explicarle a sus compañeros las buenas prácticas contra el phishing, o cómo construir un password efectivo para evitar problemas que costarían mucho dinero a la compañía, ¿no pueden comunicarlo con videos sencillos animados y directos?

O la gerente de compras, que necesita documentar los procesos para la adquisición de materia prima, ¿no se beneficiaría de hacerlo en un vídeo que sus compañeros y proveedores pudieran entender más fácilmente?

La alta gerencia, en ocasiones, sí ha hecho vídeos para sus presentaciones más importantes. ¿Por qué solo a las más importantes? ¿Y cómo quedan las gerencias medias? Ni sueñen que pueden hacerlos, aunque se beneficie toda la compañía.

Mi impresión es que todos quisieran hacer vídeos, pero no hay presupuesto.

Entonces, como las compañías solo invierten en la forma de comunicación más efectiva para captar clientes y negocios, pareciera que  SOLO “los marketeros” pueden hacer vídeos  y se desestima el uso en otros departamentos de la organización.

Creo que hay muchas oportunidades desaprovechadas al centralizar la producción de vídeos sencillos en un departamento cuando en realidad cualquiera puede impulsar el uso de esta herramienta y sacarle provecho.

Cuando yo estaba en la facultad de medicina en los 90’s la OMS (Organización Mundial de la Salud) tenía un lema que hoy parece un chiste: “Salud para todos en el año 2000”.  

Aunque indudablemente deseo la salud para todos, yo sueño con que se cumpla este otro lema: “Vídeos (animados preferiblemente) para todos en el año 2020”. 

Para lograr esa meta y no quedar como la OMS, debemos entender quiénes son los “actores” que realizan los vídeos, pero de eso hablaremos en un siguiente artículo.

Reinaldo A. Mendoza
Director general

Leave a Reply

Your email address will not be published.